© 2012 SofiaGuerra

ÁCIDO HIALURÓNICO

Se trata de una sustancia que se encuentra en tejidos y órganos de nuestro cuerpo como, en cartílagos, articulaciones, vertebras, o en nuestra epidermis. Su principal propiedad es la de aumentar el volumen e hidratación de la piel, haciendo que ésta luzca mucho más tersa y radiante. Sirve para mejorar la elasticidad de la piel, la hidratación de los tejidos de la epidermis.

 

Esta sustancia se inyecta en función de las necesidades de cada paciente para corregir los signos del envejecimiento. Existen dos tipos de ácido hialurónico:

 

1. Reticulado que se utiliza para dar volumen y eliminar arrugas. Por un lado, los pliegues de piel son provistos de relleno mediante inyecciones, obteniendo así una acción revitalizante e hidratantes mejorando las células.

2. Ácido hialurónico no reticulado, no produce efecto volumen y su utilización es para hidratar y mejorar la piel.

 

Dependiendo la necesidad del paciente el especialista decidirá el tipo de ácido hialurónico que aplicará.